miércoles, 6 de febrero de 2008

CUADRO, de Omar Estrella

Como siempre, esta tarde,
vuelcas en mi tristeza sangre crepuscular, tu recuerdo.
*
Mis ojos, para buscarte
crucifican su anhelo en el horizonte.
*
Tu voz me llega en todos los rumores del viento;
tú me sonríes desde la boca del firmamento.
*
Tu llanto
se descuelga
doliente y silencioso
y tú, me lloras
desde los párpados de todas las flores en el alba.
*
Tú solías tejer mis días con hilo de ilusiones
bajo el verde sombrero de este árbol que fue nuestro.
*
Ah, cómo te siento en todas las cosas que ahora contemplo!
Tu voz
que se desliza
sobre el sonoro murmullo de la vertiente
*
La noche, pincel de niebla
en lo infinito,
cambia,
silenciosa, todos los colores del paisaje.
*
Mientras pasan, volando, en bandadas silenciosas las horas
y el viento que a carcajadas
se ríe de la hojarasca dispersa de mis cabellos,
*
por entre una bandada de pájaros bulliciosos
con alboroto de trinos, se abre paso el silencio...

*
Volcándome en la sombra de aquel pasado tan nuestro,
en un atajo del tiempo me agarra esta noche, de nuevo
*
la mano de tu recuerdo.
***


*Van Gogh, Campo de trigo con cuervos*

Del libro: Estrella, Omar, Brújula, Tucumán, 1962.
Extraído de: Bravo Figueroa, Gustavo, Poetas de Tucumán (Siglo XX), Ediciones Atenas, 1965, p. 88.

No hay comentarios:

Mejor blog de Poesía 2008

Mejor blog de Poesía 2008
Premio 34ª Feria del Libro, 2008

Nuestros Lectores

Visto en Tucumán (Videos)

Loading...